domingo, 1 de enero de 2017

LOS 17 RETOS | SEMANA 1 | RETO 1: Enviar una Novela a Editoriales



En qué punto estoy y hacia qué me dirijo. Bueno, antes de que nos sentemos todos en nuestra alfombra étnica a leer Come, reza, ama mientras cogemos fuerzas escuchando el mágico audio de “Que te den” que recibimos ayer, dejadme deciros que lo único que quiero que me den son más horas al día, porque necesito escribir y ya está.
La vida se me caga encima igual que siempre y se filtra por las mismas rendijas que hace diez años, no he tenido mi prometida revelación a los 27 y soy consciente de que nunca voy a reformar un autobús y dar la vuelta al mundo. Pero tengo algo que me llena y aunque no sea el mochilero, el influencer o el millonario, puedo hacer libros.

Una de las frases más repetidas por los gurús del éxito es algo así como “piensa en quien tiene lo que quieres tú y diseña un plan para llegar ahí”, el sistema piramidal por mi pueden metérselo por el culo pero esa frase tiene mucho sentido. Ahora el mundo literario es muy distinto, las alternativas a un NO editorial son inabarcables, que si auto publicación, que si coedición, Amazon, Wattpad, regalarlo…

Después de meditarlo mucho yo decidí que quería un SÍ editorial, incluso hoy en día creo firmemente en ese tipo de filtro y en ese tipo de prestigio como el único camino hacia donde yo quiero llegar, un cierto público de lectores muy afines a mí que sean fieles a lo que yo hago sin tener que empujarles mi libro por la garganta o hablar de mí mismo en tercera persona. Yo no valgo para eso y no estoy dispuesto.

El tiempo de vida de un libro es muy, repito, MUY corto y si esto ya no es una chiquillada ni un sueño tonto, si estoy gastando mi vida en ello sin remuneración, tengo que hacerlo bien. El primer paso fue anular todo aquello que me quitara tiempo y no me fuera útil para esto, me quité Facebook (que veremos a ver si no vuelvo porque el sistema de publicidad de Facebook es uno de las más eficientes que existen, de eso os hablaré otro día) y me guardé Twitter e Instagram (porque tampoco soy Will Smith cazando gacelas en coche ¿sabes? Si hay una guerra me tengo que enterar un poco antes de que la muchedumbre robe todo el agua potable) Tumblr (porque sin él la vida no merece la pena) y me abrí un canal de YouTube (ojo cuidao mari pili).
Si tú buscas fidelidad o al menos seguimiento, creo que tienes que aportar algo, contenido o lo que sea, pero que vaya en la línea de lo que tú haces y que justifique esa atención, y tiene que ser periódico, no una página web nuevecita que será un cadáver al cabo de un mes. Yo me decanté por YouTube porque es la plataforma que más consumo y otro día os hablaré en profundidad de esto y de lo que voy a hacer ahí, ahora volvamos a la cuestión.

Tengo la página web para integrarlo todo, Twitter para dar mi opinión, Instagram para subir fotos, Tumblr para fangirlear como un puto psicópata desaseado y tengo YouTube para aportar algo que no pueda meter en los libros. ¿Qué hago con el blog? Contar como hago todo esto. Le he lavado la cara, he borrado todas las entradas que no merecían la pena y lo he transformado en un complemento de la web en el que poder hablar del proceso, de mis impresiones, de mis cambios, de mis avances y de cómo lo gestiono todo para cumplir lo que me he propuesto. Un diario semanal, pero solo de temas muy específicos y entradas de no más de 1000 palabras.

Los 17 retos es algo que se me ocurrió hace apenas un mes cuando le daba vueltas a qué podría hacer con el blog. Llevo mucho mucho tiempo preparando todo lo que voy a hacer este año 2017, probando, cambiando, eliminando y reescribiendo sobre lo reescrito varias veces. Mi reto en 2016 fue prepararme para los retos de 2017, con eso te lo digo todo. Sé que dicho así parece como si para saltar una acequia de un metro me hubiera ido a Cádiz a coger carrerilla pero es que en cierto modo es así. Absolutamente todo lo que veas relacionado conmigo lo he diseñado yo (exceptuando el logo que lo compré primero y lo modifique después) tengo un proyecto y mi proyecto tiene una estética concreta y eso me ha llevado tiempo.

Los 17 retos son cosas que quiero hacer y que he decidido hacerlas este año. Adelanto que soy malísimo cumpliendo objetivos y que el 70% de agua de mi cuerpo es todo pereza, pero llevo mucho tiempo esperando este año porque soy supersticioso que te cagas con el número 17 y estoy mentalizado de ser este año más tenaz que Disney comprando franquicias.

El reto número 1 es enviar a editoriales la novela que acabo de terminar, razón por la cual aún no puede estar colgada en la página, pero lo estará antes de que acabe el año de un modo u otro, ya veremos qué pasa. Voy a guardarla como mínimo hasta finales de febrero, luego la retocaré, se la daré a una serie de personas de mi confianza que ya he escogido y según sus opiniones la mandaré tal cual o le haré algún cambio de última hora, en cualquier caso este año será el primero para mí, jamás he enviado ningún manuscrito a ningún sitio. En caso de que la respuesta por parte de las editoriales sea negativa, la subiré gratuita a mi página en todos los formatos de lectura digitales y enviaré la siguiente con la que ya estoy trabajando, porque lo cierto es que enseñársela a todo el que quiera es la prioridad ahora mismo, una página web de escritor sin un solo libro es como para fusilarme, pero bueno, de eso también hablaremos otro día.

Feliz 2017 a todos

[Fran]

1 comentario: